La valoración del activo se puede determinar por los métodos tradicionales (comparación, capitalización de rentas, método del coste o residual), siendo el que se utiliza en la mayoría de las ocaciones el de comparación, aportando un valor por comparación con el resto de los activos de una misma zona. O se puede conocer el valor de una activo en función a su estructura de riesgos vinculada, en la que se determina el valor del mismo en función a sus riesgos. Cuantos más riesgos afecten a un activo, menor será su valor.

 

producto var