Solución para la Banca y Fintech

  • Para contar con un sector inmobiliario transparente no es suficiente con conocer el valor hay que conocer el rating, que determina la capacidad que tiene un activo de generar rentabilidad en una fecha.
  • Potencial ahorro en retasaciones, al tener solo que tasar cuando hay modificaciones en los riesgos que puedan afectar al valor.
  • Estandarización de dotaciones para minimizar las provisiones de capital. Pudiendo diferenciar los activos especulativos (<BBB-) de los de inversión
  • Mayor conocimiento de las garantias y su evolución fundamentada en el riesgo no en el valor.
  • Establecer estrategias operativas y zonas optimas de inversión o donde dar préstamos.
  • Ahorro por posibles inversiones en activos o desarrollos de alto riesgo, en personal y gatos operativos.
  • Generación de Estrés Test de todo tipo, entre ellos climáticos.
  • Contar con un rating independiente aporta transparencia, confianza y la captación de más clientes.